Todavía no

Todavía no se ha inventado ese lenguaje nuevo para hablar,
esos ojos para mirar,
y ese corazón para amar.
Solamente sigo vagando por el mundo,
buscando tu rostro,
y no lo encuentro.
Es mi vida un ansia constante,
y mis huesos se descoyuntan
por tu ausencia.
Y a veces tengo ganas de gritar,
de correr,
de llorar.
Todavía no se ha inventado,
ni se inventará.


Comentarios

Entradas populares de este blog

Contigo o sin ti Jesús

En el silencio de la noche viene Jesús

Jesús, tú eres el mar donde flotan mis incertidumbres