En Getsemaní

 


Jesús, siento que estés aquí solo, sin nadie que te consuele.

Yo también me siento así ahora,

atrapado, rodeado de tinieblas,

esperando la muerte, sin salida,

roto por dentro,

traicionado, confundido, asustado.

Jesús, si yo siento este dolor y soy solo yo,

y Tú cargaste con el dolor de todos,

no alcanzo a comprender como será tu dolor,

quisiera consolarte,

pero no puedo abarcar tu dolor,

es infinito como lo es también tu Amor.

Así que me dejo envolver por la infinitud de tu Amor,

que me consuela, que me acompaña.

Mi dolor en tu carga de dolor es solo una diminuta partícula,

pero para mí es también infinito.

Así que uno mi dolor infinito al tuyo, y

nos quedamos reposando en ese Amor infinito del Padre que todo lo sana,

que todo lo consuela, y que nos resucitará a los dos.

Amén.   

Comentarios

  1. Padre en tus manos me pongo haz de mi lo quieras, por todo lo que hagas de mì te doy gracias ....

    ResponderEliminar
  2. Si Dios con nosotros, quién contra nosotros.
    Recordemos sus palabras cuando dijo: Venid a mí todos los que están cargados y agobiados, que Yo os aliviare.

    ResponderEliminar
  3. Señor ,en este momento de gran dolor x la pérdida de mí hija , me siento sin fuerzas para nada ,he seguido la semana Santa como pude, pero sé, q' es más tu compañía a mí q' la mía hacía ti .perdón Jesús.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jesús quiere consolarte, descansa en Él, llorale a Él, un abrazo muy fuerte y mi oración por ti 🙏🏻 🙏🏻 🙏🏻

      Eliminar
  4. Padre eterno tu conoces mi fragilidad humana, perdoname y hazme instrumento de tu paz, amén y amén

    ResponderEliminar
  5. Padre me pongo en tus manos,yo te ofrezco el cuerpo la sangre el alma y la divinidad de tu amadisimo hijo nuestro señor Jesucristo en desagravio de todos nuestros pecados y los pecados del mundo entero,por la pasión dolorosa de jesus, te misericordia de nosotros y del mundo entero

    ResponderEliminar
  6. PADRE curame mi espiritualidad interior para asi estar siempre junto a ti, madurar en mi Fe.y todo lo que haga siempre sea por amor a ti y respetando tu Santa Voluntad AMEN.Ayudame a ser paciente. prudente, humilde como lo fue tu amadisima madre la Santisima Virgen Maria. Amen.

    ResponderEliminar
  7. En estos últimos dos años he vivido, hasta ahora, los momentos más fuertes y dolorosos de mi vida. Estos me movieron todo mi ser, sin embargo fue en esos mismo momentos de total vulnerabilidad, de sentir que no tenía ya fuerzas, que estaba perdida, sentí una presencia bien concreta de Jesús, un abrazo, un consuelo. Todo esto pasó mirando el crucifijo, llorando como nunca y pocas eran mis palabras. Demás está decir que la próxima cuaresma me la viví de una manera diferente. En estos procesos hay personas que nos acompañan genuinamente hay otras que sin maldad nos lastiman con sus argumentos. Ciertamente aunque el dolor sea causado por un mismo problema, la manera de sentirlo y vivirlo es de uno. Estoy dando pasos quizá no tan rápido como quiero pero los doy. Y confieso que esta experiencia con los escritos de San Juan de la Cruz y todos ustedes han tenido que ver mucho con este proceso de restauración de mi vida. Que la alegría de Cristo Resucitado nos acompañe. Bendiciones! Siempre gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Paquita, gracias por tu comentario. Tienes razón el dolor lo vive uno de forma muy personal, es difícil encontrar consuelo a veces más que en Jesús. Un abrazo 🙏🏻

      Eliminar
  8. No dejo de aprender ...todo lo que nos brinda el padre esa profundidad esa experiencia maravillosa...me dare tiempito cada dìa para ejercitar estz quietud...para unirme a Dios Muchas gracias...Bendiciones

    ResponderEliminar
  9. Recién hoy estoy leyendo después del Santo Domingo de Resurrección.Cuanto bien me hace ver algo de lo vivido en mi,reflejado en la vida de Jesús.Cuantos momentos de muerte vividos con tan poca confianza.Pero Jesús no nos abandona y su infinito amor nos rescata de las tinieblas y nos regala la alegría de la Resurrección!. GRACIAS, GRACIAS por tan grande acompañamiento .

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Una palabra tuya basta para sanarme

Cuando cierro los ojos digo que no hay Luz

Una Navidad diferente